Por primera vez en el restaurante Muñagorri, hemos diseñado un menú de sidrería como los que se disfrutan en las sidrerías vascas, ahora que ha empezado la temporada. Como buenos embajadores de la cocina vasca en Madrid, nos hemos sumado a esta tradición. Hasta el día 30 de abril ofreceremos un menú cerrado que incluye chistorra de Arbizu, cazuela de bacalao ajoarriero, chuleta de vaca mayor con pimientos del piquillo y queso Idiazabal. Para beber, sidra Zapiain 2019 o Asúa Crianza de Cune y para finalizar, un chupito de pacharán.

Este menú es nuestro pequeño homenaje a la tradición con la que podréis disfrutar de la gastronomía vasca sin salir de Madrid. Igual no habéis estado nunca en una sidrería vasca pero seguro que habréis oído hablar de ellas. Llevan años de moda, pero su origen está en la necesidad que tenían los hosteleros, mayoristas distribuidores y particulares cuando acudían a las sidrerías a comprar sidra para todo el año. El sidrero les ofrecía una cata entre las distintas kupelas (barricas) y así elegían la que más les gustaba. El sidrero solía acompañar la cata con algo de comida, donde lo habitual eran las tortillas de bacalao, las txuletas a la parrilla, queso y nueces.

Este ritual se hacía en torno a las kupelas y la degustación se hacía de pie. Hoy en día las sidrerías, en general, son restaurantes donde se come sentado a la mesa, aunque aún quedan algunas donde es el propio cliente quien da el punto a la parrilla y come de pie frente a una mesa cerca de las distintas kupelas. La temporada de sidrerías suele prolongarse desde finales de enero hasta finales de mayo.

Sin necesidad de viajar al País Vasco, podéis acercaros a nuestro gastrobar y pedir, para variar, este menú de sidrería, tanto en la barra como en el salón interior. On egin!